January 2, 2019

November 1, 2017

October 29, 2017

Please reload

Entradas recientes

I'm busy working on my blog posts. Watch this space!

Please reload

Entradas destacadas

365 dibujos = RETO CUMPLIDO!

January 1, 2018

 

365 días = 365 dibujos! 

Adiós 2017!!! 

 

Pues bueno, antes que nada les deseo un 2018 lleno de cosas buenas, maravillosas vivencias y todo lo mejor, comenzar, mantener y terminar el año positivamente!!! Pasar los obstáculos que vengan, tomar oportunidades, cumplir retos, metas o propósitos y trabajar todos los días para ser mejores seres! 

 

2017 finalmente se ha ido, después de 365 días, y el motivo de mi nota es para celebrar y contarles el reto/propósito que cumplí este año, y al principio sonó simple pero resultó ser un verdadero reto, que involucró muchísimo más de lo que pensaba. 

 

Hacer un dibujo diario, no había restricciones, reglas o lineamientos, simplemente dibujar algo y para el cual tenía un almanaque que fue pensado específicamente para que en esos 12 x 10cm plasmara algo. 

 

El reto me lo puse gracias a un maestro que he mencionado con anterioridad, Gilberto Guerrero, que siempre está recordándonos dibujar y la última vez que lo vi (creo abril 2016) me recordó que debo dibujar diario, y es algo que también les repito a mis alumnos, así que debía ponerlo en práctica. De hecho el me dijo que hiciera 100 dibujos diarios pero jamas lo había hecho y debía comenzar con al menos  1 al día. 

 

Primero, pues resulta que cuando inicié este reto no tenia muy claro que iba a suceder, el almanaque lo logre tener hasta febrero (me lo regalo mi Hermana) y comencé haciendo dibujitos en un cuaderno, hojas sueltas o pedazos de hojas y en el primer mes comprendí que este reto podía ser un pretexto para dejarme llevar por las emociones de cada día. Y.... practicar la inventiva, que después de muchos sucesos personales, debo decir que la musa se había ausentado y sentí que me había abandonado, tenía que hacer como alguna vez dijo Picasso o mi buena amiga Encarna Diaz, la musa tenía que encontrarme trabajando y la verdad es que es el primero de  los descubrimientos de este reto. Cuando estás frente a un papel en blanco sin una referencia sin un boceto y con el reto de usar directa la pluma es algo demandante y aterrador, pero lo intenté, no me salió a la primera ni a la segunda, y algunos de estos 365 “dibujos” o bocetos no son ni cerca de pasables pero seguí intentando, explorando, experimentando y dejando fluir todo para que ya a mediados del año podía agarrar ese pedacito de papel y crea algo de 0 y que luciera como “algo bien”.

 

Una segunda cosa fue que descubrí un especie de serie o forma en la que además de hacer dibujo, me propuse empezar a estudiar el rostro y resultó que he descubierto una forma en la que resuelvo  y bueno quizá lo use en próxima ocasiones, de entrada ya soy capaz de poder hacer una cara sin tener que estar viendo referencias, es extraño pero pienso que muchas de parecen a mi, quizá por que empecé tomando de base mi cara por ser el único modelo disponible. También me sirvió de pretexto para estudiar La Luz, la figura de artistas de admiro, ya habrán visto los dibujitos que he estudiado de Miguel Ángel o mi héroe Alan Lee. 

 

Una tercera cosa que para mi es la más importante y un descubrimiento totalmente inesperado es que me hice plenamente consiente de que de verdad, cada día es totalmente diferente, se ve entre uno y otro dibujo, no tenía un horario específico para hacerlo, trataba casi siempre de hacerlos por la tarde o por la noche para que lo vivido en el día impregnara la página, no se como pero que lo hiciera y así pude ver que en cada semana o mes vivía cosas diferentes y sobretodo que de un día para otro podía experimentar diferentes estados de ánimo, ha sido como un proceso de introspección, y mi intención no era ser naïf o algo así, simplemente dejar que surgiera cualquier idea y a veces la intencionaba con algo sucedido en el día, o simplemente un estudio de figura humana, retrato o práctica de lápiz. 

 

El almanaque no tiene precisamente los 365 días en cada hoja,  hay unas  que tiene los dos números (casi siempre de sábado y domingo) y eso dejaba la puerta abierta a que hiciera algo más grande o mejor hecho o usar más que lápiz o tinta.

 

Este creo que ha sido un parteaguas en mi trabajo y en mi vida, por qué finalmente fue un objetivo muy personal, tenía que competir contra mi misma, con el tiempo del día, con el cansancio y con las emociones de diario. Hubo días que se nota que no pude hacerlo bien y fue por la falta de tiempo, hubo otros días que no solo hice ese dibujito sino que ya con la inspiración hice en otros papeles otros 2 o más solo por el gusto de estudiar y dibujar. Ha sido un reto de disciplina que estoy verdaderamente feliz y satisfecha de haber logrado, por qué alguna vez lo intenté y fallé, recuerdo que desde 2012 me había propuesto que en julio iba a hacer un dibujo diario, por qué en aquel entonces le llame “julio: el festival del arte”, creo que más por que eran vacaciones y tenía tiempo libre, pero fallé muchas veces, tal vez por inmadurez, quizá falta de compromiso o simplemente por que no sabia cual era el fin. 

 

El primer maestro que tuve de dibujo, el querido Miguel Ángel Reyes (q.e.p.d.) siempre nos lo dijo, cuando empecé mis clases de dibujo en 2010, que dibujáramos diario, me arrepiento mucho de no haberlo escuchado, pero cuando tienes 18 a veces no te crees las cosas y no sabía la importancia de sus palabras, no se si estaría feliz u orgulloso de mi, pero creo que una parte de mi ya está más en paz de que por lo menos en este pequeño reto he hecho valer una de sus primeras enseñanzas. 

 

Una cuarta cosa de este reto es que ya les había contado del inktober, que en octubre era hacer un dibujo diario con tinta, y el haber estado dibujando durante todo ese tiempo me ayudó y facilitó a cumplirlo, y lo que me lleva lo siguiente, hoy ya 1ro de enero no estoy segura si volveré hacer este reto, lo que si se es que quizá ya no debe o será un reto, creo que se ha convertido en un hábito, tengo el compromiso conmigo misma de no fallarme, de practicar como un músico con su instrumento, entrenar como  un deportista, por qué solamente así alcanzare lo que estoy buscando. He comprendido que hay días difíciles en los que hasta tomarme 5 minutos para dibujar me cuestan trabajo, pero se que después de 2017 será más fácil, si vuelvo hacer el reto será con un pequeño paso adelante, ósea con alguna regla, debo exigirme quizá más, ya logre hacer “lo que sea” cada día, y tal vez debo de hacerlo de nuevo. 

 

Y ya por último, este año que pasó me sentí verdaderamente mal por qué no hice una exposición individual, era algo que quería hacer pero por una u otra razón no lo hice, y además de que no tenía nada que me convenciera de exponerse, y sentí que este año había sido un desperdicio, por que no hice tantas piezas, solo dibujos y la mayoría pequeños, pero (y ahora más después de todo lo que escribí) creo que 2017 me ha dejado muchas cosas que valen la pena y el haber cumplido esto es un logro igual de satisfactorio como poder mostrar mi trabajo en un espacio.  

 

Pues, es mi pequeña aventura con el reto del dibujo diario 2017, pronto les mostraré algunos de los dibujos y espero, se y haré que el 2018 tenga muchos aprendizajes como 2017, estaré trabajando todos los días por qué se que eso me va a dejar muchísimo, he tratado de repetírselos a mis alumnos cada que puedo, ojalá alguien cuando tenia 12 , 14 o 16 años me lo hubiera dicho. Pero nunca es tarde para comenzar algo nuevo, y no dejen de luchar y trabajar por lo que quieren alcanzar.  

 

Bienvenido 2018 y a comenzar a crear, a soñar, a sonreír, a escuchar y hacer música, a ser feliz y saludar al sol, nos esperan 8760 horas que tenemos que aprovechar!!! 

 

 

 

Please reload

Síguenos
Please reload

Buscar por tags